Lupus: descubren en Francia un medicamento sin efectos secundarios

728×90 exclusive

Un equipo liderado por la investigadora francesa Sylviane Muller descubrió un nuevo medicamento contra la enfermedad del lupus cuyos efectos secundarios son prácticamente nulos, comunicó el Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) de Francia.

“El candidato a medicamento LupuzorTM se ha demostrado eficaz en el 68,8% de los pacientes que lo recibieron”, dijo el organismo, que aclaró que el 59,2 % de los enfermos que recibieron placebo también “reaccionaron positivamente”, un porcentaje “particularmente” elevado.

CNRS resaltó que el LupuzorTM se trata del “primer tratamiento específico no inmunosupresor” contra el lupus -una rara enfermedad considerada incurable, autoinmune y que afecta a la piel y las articulaciones- con efectos secundarios prácticamente nulos. Contrariamente al medicamento existente en el mercado, el LupuzorTM “no disminuye las defensas inmunitarias de los pacientes”, indicó el CNRS.

Muller, de 52 años, explicó que su equipo descubrió “el efecto terapéutico” del péptido (fragmento de proteínas) 140 contra el lupus, que afecta a unas cinco millones de personas en el mundo. La especialista explicó que su medicamento no se administra en grandes dosis y “probablemente” será suficiente con una inyección mensual. “Se trata de una estrategia nueva respecto a la actual”, incidió la investigadora.

Asimismo, el CNRS adelantó que este candidato a medicamento “refuerza el interés potencial” para tratar otras enfermedades auto-inmunes como el síndrome de Sjögren (ojos secos) o la de Crohn (inflamación crónica del intestino).

Qué es el Lupus

El lupus es una enfermedad autoinmunitaria sistémica que se presenta cuando el sistema inmunitario de tu organismo ataca tus propios tejidos y órganos. La inflamación causada por el lupus puede afectar distintos sistemas y órganos del cuerpo, incluso tus articulaciones, piel, riñones, células sanguíneas, cerebro, corazón y pulmones. Puede ser difícil de diagnosticar porque sus signos y síntomas generalmente son similares a los de otras enfermedades. El signo más distintivo del lupus (una erupción cutánea en el rostro que se asemeja a las alas abiertas de una mariposa en ambas mejillas) se presenta en muchos casos de lupus, pero no en todos.

Algunas personas nacen con una tendencia a padecer lupus, que puede desencadenarse por infecciones, ciertos medicamentos o incluso la luz del sol. Si bien no hay cura para el lupus, los tratamientos pueden ayudar a los controlar los síntomas.

Síntomas y causas

No hay dos casos exactamente iguales. Los signos y síntomas pueden ser repentinos o aparecer lentamente, pueden ser leves o intensos, y temporales o permanentes. La mayoría de las personas con lupus tiene una enfermedad leve que se caracteriza por tener episodios —denominados «brotes»— en los que los signos y síntomas empeoran durante un tiempo, después mejoran o incluso desaparecen por completo durante una época. Los signos y síntomas más frecuentes son los siguientes: fatiga, fiebre, dolor articular, rigidez e hinchazón, erupción en las mejillas, fotosensibilidad, falta de aire, dolor en el pecho, ojos secos, dolor de cabeza, desorientación y pérdida de la memoria.

El lupus aparece cuando el sistema inmunitario ataca el tejido sano del cuerpo (enfermedad autoinmunitaria). Es probable que el lupus derive de una combinación de la genética y del entorno. Aparentemente, las personas que tienen una predisposición hereditaria podrían desarrollar la enfermedad al entrar en contacto con algo en el entorno que actúe como desencadenante. Sin embargo, en la mayoría de los casos, se desconoce la causa del lupus. Algunos posibles desencadenantes son los siguientes: luz solar, infecciones, algunos medicamentos.

Fuente: TN.com.ar

Anuncios
También podría gustarte