La hermana de Diego Román contó detalles sobre el día del hallazgo del cuerpo

GIF Gasista

La hermana mayor de Diego aseguró que fue su espíritu el que los guió al descampado en donde estaba su cuerpo. Denunció la falta de accionar policial durante la búsqueda y relató los duros hechos de violencia de los cuales ella y sus hermanos eran víctimas.


Desde Recreo el móvil de Aire de Santa Fe a cargo del periodista Julián Brochero reportó la tensa situación que se vive desde el mediodía en la intersección de la ruta 11 y 70, en donde familiares, amigos y vecinos de Dieguito Román cortaron el tránsito en reclamo de justicia.

Violencia familiar, corrupción policial y encubrimiento fueron algunas de las denuncias que Juliana, hermana mayor de Diego, enumeró en el mano a mano que mantuvo con el móvil de Aire de Santa Fe.

Las circunstancias que rodearon el asesinato de Dieguito siguen sin resolver y el culpable está en libertad. Ante la falta de respuestas y en reclamo de justicia los manifestantes impiden la circulación de los automovilistas.

Aún conmocionada por la pérdida que sufrió, la hermana del pequeño que fue encontrado muerto el pasado jueves, sostuvo que fue el mismo espíritu de Diego el que los llevó a su cuerpo.

“Él hizo un camino señalado por cosas blancas, yo vi el camino que hizo mi hermano, lo que nosotros estábamos corriendo era el espíritu de él que estaba muerto. Él nos guió a su cuerpo”, relató Juliana sobre los momentos que rodearon la búsqueda de Diego. En ese sentido sostuvo que la policía sólo accedió el terreno en donde encontraron el cuerpo del niño, una vez que los vecinos lo hallaron. “Ellos no se ensuciaban las botas “, destacó la chica.

Violencia intrafamiliar

En medio de la conmoción, la hermana de Diego denunció violencia intrafamiliar y aseguró que el día que desapareció su hermano, su madrastra lo había castigado. “Quiero que mi papá y su mujer estén presos”.

Hace seis meses Juliana huyó de la casa que compartía con su padre, hermanos, madrastra y hijos de esta. Las constantes escenas de violencia fueron el detonante para que decidiera huir.

“Cuando vivía ahí mi papá me agarraba a patadas, de los pelos o me pegaba con la hebilla del cinto. No quería que nos acerquemos a mi mamá porque nos pegaba”, relató la joven. Los menores tenían prohibido acercarse a la familia de su madre, esto era motivo de castigos corporales contra los menores.

GIF Petshop
Suscribite a nuestro boletín de noticias.
No te pierdas nada!! Registrate para recibir las últimas noticias.